¿Qué es la biometría de voz y cómo ayuda al alquiler vacacional?

Carlos Gavilán, director de desarrollo de negocio de Biometric Vox, cuenta en esta tribuna en qué consiste la biometría de voz para contratar por teléfono.

¿Qué es la biometría de voz?

Uno de los mayores miedos que tenemos cuando vamos a reservar las vacaciones es ser víctima de un fraude al contratar un alquiler turístico. Desde hace mucho tiempo, el sector del turismo necesita una herramienta capaz de ayudar a cerrar contratos a distancia y que asegure la identidad del firmante para que, tanto turistas como propietarios, sientan la tranquilidad de que no van a ser víctimas de un fraude, ya sea por parte de un propietario que coge el dinero y desaparece o que no cumple con lo prometido, o de un inquilino que destroza la casa, por ejemplo.

Una solución es cerrar los contratos a través de una firma electrónica avanzada basada en biometría de voz, como FirVox. Esta plataforma permite a las inmobiliarias concluir un contrato de alquiler a distancia en toda Europa al instante, con completa seguridad jurídica, con solo unas palabras.

El funcionamiento es sencillo. Una vez que ambas partes acuerdan cerrar el contrato de alquiler, se deriva al turista al sistema de firma, donde se registra toda la información necesaria para que quede constancia del acuerdo con validez jurídica. La plataforma agrega al documento digital de contrato los parámetros biométricos del firmante, permitiendo identificarlo de forma inequívoca en un futuro en caso de que alguna de las partes tuviera algún tipo de reclamación sobre el contrato.

El resultado es un documento digital que incluye una firma electrónica avanzada vocal, que no puede ser modificado sin detectarse la manipulación, que tiene los datos biométricos encriptados con la clave en manos de un notario y que reciben directamente las dos partes en formato PDF. El archivo también incluye la grabación de la conversación para hacer accesible a las partes toda la información posible con igualdad de protección jurídica, permitiendo la simetría probatoria ante conflictos, aunque no sustituye a la información biométrica vocal como esencia para la identificación a posteriori del firmante.

La fuerza legal de esta herramienta reside en el cumplimiento del Reglamento Europeo eIDAS, que describe y garantiza la validez legal de las firmas a nivel europeo. Con su cumplimiento, FirVox es capaz de cerrar contratos de alquiler en el sector turístico con la misma seguridad en toda Europa.

Con esta plataforma, las inmobiliarias serán capaces de cerrar el acuerdo de alquiler y registrar la identidad del firmante a través de la biometría de voz. Además, se trata de una firma ágil, sencilla y con todas las garantías legales, y puede realizarse en una simple llamada telefónica. De esta manera, la firma electrónica basada en biometría de voz da una agilidad y seguridad sin precedentes tanto a arrendadores como a arrendatarios, facilitando la contratación cuando las partes interesadas se encuentran a una gran distancia.